Lina es una chica fea, bastante, y es nerd, por si fuera poco. Su vida no es fácil, pero se complicará cuando descubra que su padre es un vampiro, uno perseguido por una secta fundamentalista que jamás le perdonó haberse casado con una humana. Lina deberá bajar al Mundo Umbrío para desentrañar varios secretos y así detener la amenaza que se cierne sobre su padre y sobre ella.

Novela que mezcla a partes iguales la sátira y el misterio, en un mundo de vampiros bastante sui géneris.